Preparamos nuestro cuerpo

Preparamos nuestro cuerpo para un embarazo

El embarazo es una de las etapas más emocionantes en la vida de la mujer. Está llena de muchas ilusiones y expectativas por lo que es importante seguir cada uno de los tips que aquí te vamos a mencionar.

 

¿Cuándo debo visitar al ginecólogo antes del embarazo?

Lo ideal es programar una cita con tu Ginecólogo desde 1 año a 6 meses antes de empezar el embarazo, para hacerte un chequeo completo y descartar alguna enfermedad.
El chequeo femenino completo incluye: exploración mamaria, ultrasonido mamario, papanicolaou, colposcopia y ultrasonido endovaginal, nos pueden evitar muchas complicaciones durante el embarazo, desde alguna tumoración en el seno que puede crecer de manera importante durante el embarazo por la gran estimulación
hormonal del momento, alguna infección a nivel del cuello que de no detectarse puede originar abortos, ruptura prematura de membranas, etc.
Esta cita también es importante para que resuelvas todas tus dudas con respecto al embarazo, o que días son los fértiles, como debes de prepararte para esperar al nuevo integrante, ver si tienes que modificar algún hábito, o estilo de vida, etc.
Los estudios de laboratorio también son parte importante de estos exámenes previos, nos podrían decir de manera general si la mamá está físicamente bien para quedar embarazada, sin la presencia de anemias, azúcar elevada, infecciones en las vías urinarias, entre otras enfermedades que podrían originar muchos problemas para el futuro bebé y la mamá.

¿Cómo debo nutrirme antes del embarazo?

Lo que comas es lo que también va a alimentar a tu bebé. Es una buena idea planificar una alimentación saludable: si sigues una dieta saludable antes de quedarte embarazada, contarás con los nutrientes necesarios para ayudar a tu bebé desde el día de la concepción en adelante. Una dieta saludable incluye comer de manera regular y equilibrada, ingerir mucha fruta fresca y vegetales, reducir la "comida rápida" y los alimentos procesados. Debes asegurarte de incluir los siguientes nutrientes en tu dieta:

  • Carbohidratos:los carbohidratos complejos como la pasta, el arroz y los cereales son mejores que los carbohidratos procesados como el pan blanco, los pasteles y las galletas.

  • Fruta y vegetales: intenta comer cinco piezas al día, teniendo en cuenta que los vegetales y frutas más coloridos son los más nutritivos.

  • Proteínas: puedes obtener las proteínas que necesitas de la carne, el pescado, los huevos y las legumbres.

  • Leche y productos lácteos: contienen mucho calcio, que es importante para el desarrollo óseo.

  • Grasas: intenta obtener tu ingesta de grasas a partir de fuentes vegetales (aceite de oliva), o de pescados grasos como el salmón, el arenque o la caballa.

¿Cuánto debo consumir de ácido fólico y vitaminas?

Vitaminas y suplementos

Las recomendaciones sanitarias aconsejan empezar a tomar suplementos de ácido fólico (400 mg al día) desde que empieza a intentar quedarse embarazada y durante las primeras 12 semanas de embarazo. Tomar un suplemento de ácido fólico ayuda al correcto desarrollo de la médula espinal del bebé.

También es conveniente asegurarse de ingerir una gran cantidad de vitaminas durante el embarazo. Sin embargo, los suplementos vitamínicos deben tomarse para complementar una dieta saludable, no para sustituirla.

¿Debo hacer ejercicios y controlar mi peso?

Ejercicio y peso

Conviene estar en forma antes de quedarte embarazada, porque el embarazo (y el cuidado de un recién nacido) ejercerá una gran presión sobre tu cuerpo. Si estás en forma antes de quedarse embarazada, te será más fácil mantenerte activa cuando estés embarazada. El ejercicio también puede ayudar a mejorar tu estado de ánimo y tus niveles de energía, además de reducir el estrés, algo que sin duda favorecerá la concepción.

Si estás por debajo de tu peso, tal vez necesites aumentar algo de peso, ya que la naturaleza no tiende a permitir que una mujer demasiado delgada se quede embarazada. El sobrepeso también puede impedir un embarazo. Por lo tanto, lo más aconsejable es intentar alcanzar un peso ideal antes de intentar quedarte embarazada (tu médico podrá indicarte cuál es su peso ideal).

¿Debo cambiar hábitos en mi persona?

  • Tabaquismo: Puede originar, abortos, sangrado durante el embarazo, que el bebé nazca antes de tiempo, bajo peso al nacer, y se les ha relacionado con el síndrome de muerte súbita que es cuando el bebé muere por causas inexplicables en la cuna. Los hijos de fumadores pueden llegar a tener un crecimiento más lento.

  • Alcohol: Puede originar síndrome del feto alcohólico que incluye muchos problemas como son: alteraciones a nivel sistema nervioso central, crecimiento bajo, defectos en la cara y cabeza generalmente son muy pequeñas, por lo anterior es muy importante no beber alcohol o beber muy poco durante el embarazo.

  • Drogas: El utilizar marihuana, cocaína o drogas similares puede aumentar el riesgo de abortos, que el bebé nazca antes de tiempo, defectos congénitos y en algunos casos el bebé nace adicto a la substancia que consume la mamá, por lo que al no dársela presenta síndrome de abstinencia.

  • También es importante que su pareja reduzca estas sustancias (lo ideal es que las abandone por completo) mientras intentas quedarte embarazada. Los cigarrillos, las drogas ilegales y el alcohol tienen un efecto negativo en la calidad del esperma.

Los peligros del calor:

El bañarse en una tina con agua muy caliente en el primer trimestre puede hacerle daño al bebé, varios investigadores han documentado que el calor elevado de una fiebre, o al bañarse con agua muy caliente, entrar al vapor o aguas termales, puede originar alteraciones en la formación del bebé en el primer trimestre.

 

Newsletter

Bookmaker with best odds http://wbetting.co.uk review site.